Desafío 30d, día 21: El PJ que me gustaría que llevara un amigo

Fácil: ninguno en concreto. Tengo claro que cada jugador es libre de elegir la clase de personaje que quiere llevar y es algo natural en los grupos (tanto veteranos como noveles) que se consulten unos a otros sobre qué llevan o dejan de llevar, de forma que la tendencia innata es a que los personajes encajen unos con otros (al menos en conceptos, a nivel de sinergia de reglas es otra cosa).

Así que por mi parte lo tengo claro, que cada cual lleve lo que le dé la gana

Desafío 30d, día 20: El PJ que me gustaría llevar

Relacionado directamente con el juego que me gustaría jugar (Shadowrun), creo que me atrae mucho la idea de llevar un personaje de un samurái callejero joven e idealista, que con el paso de las aventuras se pueda acabar convirtiendo en un cínico mercenario con la “mirada de los mil metros” o en un veterano samurái que pueda actuar como sensei para otros más jóvenes y que no pierdan el camino. La evolución, claro, dependerá de cómo se le den las cosas y las historias de las que participe.